Karime Macías asegura ser víctima de una ‘cacería absurda’ por acusaciones de desvío de recursos


Karime Macías, esposa de Javier Duarte, exgobernador de Veracruz, aseguró ante un tribunal federal que está siendo víctima de una ‘persecución política’ por parte del gobierno, ya que –según la acusada- la Fiscalía del Estado no procedió en contra de los verdaderos responsables del desvío de recursos que se le imputa.

A Macías se le acusa de haber desviado 112 millones de pesos a través de la contratación de seis empresas fantasma entre 2011 y 2012, aprovechando su calidad de presidenta estatal del DIF veracruzano, durante la administración de su esposo al frente del gobierno de la entidad.

La imputada asegura que se encuentra en esta situación debido a que el entonces fiscal del estado, Jorge Winckler, no realizó su trabajo y omitió perseguir a quienes incurrieron en dicha falta. Además, denunció que la única prueba presentada en su contra para implicarla en esta trama de malversación de fondos es el testimonio de Juan Antonio Nemi Dib, quien se desempeñaba como titular del sector Salud durante la administración de Duarte de Ochoa.

Por ello, se presentó ante los miembros del tribunal como víctima de lo que calificó como una ‘cacería absurda’ y solicitó a estos que echen para atrás la determinación tomada el pasado 21 de octubre por el juez Juan Mateo Brieba de Castro, quien le negó un amparo contra la orden de extradición solicitada al Reino Unido por parte del gobierno mexicano.

Con información de Vanguardia y Político MX.

Imagen:

Comentarios de Facebook
¿Te gustó nuestra información?, por favor siguenos en Facebook